Nueva York lanza tarjetas de crédito prepago destinadas a familias inmigrantes para comprar alimentos y suministros

Adams afirma que el programa no solo ahorraría dinero a la ciudad, sino también ofrecería a las familias la posibilidad de adquirir alimentos frescos

En el Estado de Nueva York han aumentado las preguntas relacionadas con el nuevo programa piloto que se ofrecerá a las familias migrantes una tarjeta de crédito prepaga recargable para compra de alimentos y suministros.

Asimismo, la oficina del Alcalde Eric Adams dice que la ciudad se está asociado con Mobility Capital Finance para lanzar un nuevo programa piloto de tecnología más rentable para distribuir las Tarjetas de Respuesta Inmediata.

Este programa sustituiría las cajas de alimentos no perecederos que se entregan a las familias inmigrantes que se encuentran albergados en hoteles como el Roosevelt.

Actualmente, la Gran Manzana tiene contratos de servicios de alimentación que fomenta la distribución de cajas de comida a los refugios.

El programa iniciará con 500 familias inmigrantes con menores de edad que ya residen en hoteles de corta duración.

Las autoridades de Nueva York explicaron que si el programa piloto funcionaba con éxito, considerarían extenderlo a todas las familias inmigrantes que hospeden en hoteles.

“Proporcionaremos tarjetas de débito prepagas a unas 500 familias inmigrantes iniciales con niños que podrán usar las tarjetas prepagas exclusivamente en bodegas, tiendas de abarrotes, supermercados y tiendas de conveniencia para garantizar que el dinero se gaste en alimentos y artículos para bebés“, según una declaración de la oficina de Adams.

Las tarjetas solo podrán ser usadas en bodegas, pulperías, supermercados y tiendas de conveniencia.

El monto de la tarjeta dependerá del número de personas que incluya la familia y de los ingresos que puedan tener.

Por su parte, los críticos consideran esta medida una ofensa para los contribuyentes.

“Simplemente, le estamos dando a esta población migrante más cosas gratis a expensas de los contribuyentes de la ciudad de Nueva York“, manifestó el concejal Joe Borelli a Fox 5 NY.

No obstante, la oficina del alcalde asegura que el programa ahorraría a la ciudad más de $600,000 dólares mensuales, o más de $7.2 millones de dólares.

De acuerdo con el medio New York Post, este programa le costará a la ciudad unos $53 millones de dólares.

En este sentido, Wole Coaxum, director ejecutivo y fundador de MoCaFi, indicó que “el objetivo de MoCaFi es ampliar el acceso a recursos financieros para personas excluidas de la banca, como los solicitantes de asilo, y al mismo tiempo ayudar a la economía local. Es un honor ser parte del esfuerzo para dar la bienvenida y apoyar a los solicitantes de asilo a medida que comienzan a echar raíces en este país”.

Adams afirma que el programa no solo ahorraría dinero a la ciudad, sino también ofrecería a las familias la posibilidad de adquirir alimentos frescos basados en sus “dietas culturalmente relevantes”.

¡Deja tu comentario!

avatar
  Suscribete  
Notificar a