Internacionales

Venezolano apuñaló un a pasajero en Perú: dijo que la víctima tuvo la culpa por no dejarse robar (video)

Edeiber Antonio Gómez Barco fue capturado por la Policía Nacional del Perú y fue puesto a disposición de la Dipincri del Rímac. | Fuente: RPP

Un delincuente apuñaló este martes con una tijera a un hombre para robarle un teléfono celular dentro de un bus de transporte público que se desplazaba en la vía Evitamiento en el distrito limeño del Rímac, Perú, informó RPP Noticias

El ladrón, identificado como Edeiber Antonio Gómez Barco (25), es un ciudadano venezolano que no dudó en apuñalar en el pecho y en el cuello a su víctima, cuando vio que puso resistencia al robo.

La Policía Nacional del Perú (PNP) logró detener el ataque y capturar al delincuente dentro de la unidad de transporte público.

El jefe de la División de Emergencia de la PNP, coronel Iván Pimentel, precisó a RPP que el chofer del bus colaboró con la detención del ladrón al cerrar la puerta del vehículo y dio más detalles de la intervención.

“Abriendo la puerta el chofer, ingresando en el interior y observando que había una persona que forcejeaba con otra. En esas circunstancias, se procede a intervenir a Edeiber Antonio Gómez Barco, de 25 años, venezolano. El mismo que intentaba sustraer el celular a una persona. Ante la negativa de éste de entregarle el celular, el detenido utilizó una tijera atacando a la víctima, produciéndole daños y lesiones punzocortantes en el cuello, pecho y manos”, dijo.

“Si me lo entregaba tranquilamente, yo no iba a hacer nada”

El delincuente no solo confesó su delito, sino también responsabilizó del ataque a la víctima por oponer resistencia al hurto.

“Si me lo entregaba tranquilamente, yo no iba a hacer nada. Yo me bajo tranquilo y ya. ¿Para qué se va a poner a alzar la mano y eso? Es mejor que me lo haya entregado y yo me voy tranquilo y él no se va con herida. ¿Por qué tanto problema por eso?”, sostuvo el ladrón.

Mientras que la víctima, identificada como Lucio Caroy Quispe (63), fue derivado al Hospital Cayetano Heredia para atender sus heridas y en estos momentos se encuentra estable.

“Venía de visitar a una familia, ya estaba pasando Acho y se sentó un muchacho en frente y se levanta y me quiso quitar el celular. Me agarró duro, no quise dejarme robar y me clavó la tijera en el pecho”, relató la víctima.

¡Deja tu comentario!

avatar
  Suscribete  
Notificar a