Arquitecto francés asegura que la torre de Notre-Dame debe reconstruirse «tal como estaba»

Foto: Archivo.

El principal arquitecto de monumentos históricos de Francia, informó a la comisión que la catedral de París debe ser reestructurada al igual que antes, luego de que el incendió acabara con ella.

Philippe Villeneuve detalló a la Comisión Nacional de Patrimonio y Arquitectura (CNPA) este jueves que su opción preferida era una reconstrucción fiel del techo y la aguja, reseñaron los medios locales.

Vea también: Etnias indígenas exigen respeto a su cultura ante las políticas anticoronavirus de Brasil (+Video).

La pregunta ha sido objeto de un feroz debate en Francia desde que el presidente Emmanuel Macron sugirió poco después del incendio que «un gesto arquitectónico contemporáneo» podría reemplazar la aguja de 96 metros, que se estrelló contra la nave, trayendo consigo gran parte del techo.

Macron argumentó que debido a que la aguja fue agregada durante una importante renovación a mediados del siglo XIX por el arquitecto Eugène Viollet-le-Duc, «no era parte del original» y la catedral quizás podría reconstruirse «más hermosa que antes».

Sin embargo, estos comentarios del presidente provocaron una avalancha de propuestas de arquitectos de todo el mundo, incluidos los planes para una piscina en la azotea, un invernadero gigante y un parque, acompañados de una aguja de vidrieras o de metal, o incluso una virtual hecha de rayos de luz.

Pero la nueva ministra de cultura de Francia, Roseline Bachelot, dijo a la radio francesa que, si bien Macron tomaría la decisión final, ahora había un «gran consenso» entre los expertos en edificios públicos e históricos para que la torre se vea como lo hizo.

La catedral del siglo XII estaba en proceso de renovación cuando el fuego desgarró sus vigas de madera históricas y techo de plomo el 15 de abril del año pasado, acercándose peligrosamente a destruir uno de los grandes tesoros arquitectónicos del mundo occidental.

El trabajo de reconstrucción debe comenzar con la eliminación delicada de 50.000 tubos de andamios retorcidos y fundidos en la parte posterior del edificio, una tarea que Jean-Louis Georgelin, el general retirado a cargo del ejército, dijo el mes pasado que debería completarse en septiembre, lo que permitiría el trabajo de reconstrucción para comenzará a principios del próximo año.

Con información de theguardian.com

¡Deja tu comentario!

avatar
  Suscribete  
Notificar a