InternacionalesNacionales

Cámara de comercio de Cúcuta pide no contratar venezolanos de manera ilegal

Cámara de comercio de Cúcuta pide no contratar venezolanos de manera ilegal | Referencial

Cámara de comercio de Cúcuta pide no contratar venezolanos de manera ilegal | Referencial

Carlos Luna, presidente de la Cámara de Comercio de Cúcuta, exhortó a los empresarios cucuteños a no contratar a inmigrantes venezolanos en la ciudad colombiana por debajo de las condiciones laborales estipuladas debido al impacto que podría tener en la economía.

“El empresario cucuteño tiene que entender que emplear personas sin contrato afecta la dinámica de consumo de los cucuteños porque si las personas de la ciudad no tienen posibilidades de ingreso, termina siendo contraproducente. Los empresarios tienen que entender que la contratación ilegal, en condiciones de explotación y los cucuteños sin trabajo, no es la solución”, explicó Luna.

Para el presidente de la Cámara de Comercio de Cúcuta la situación económica de la ciudad no puede ser una excusa para que no se contraten personas de manera legal y al contrario, en una situación que termina perjudicando a todos.

Cúcuta es la ciudad con la informalidad más alta de Colombia (70%), además de contar con un desempleo de 16%, seis puntos porcentuales por encima de la media nacional, y la llegada de venezolanos a la ciudad colombiana agrava esta situación debido a los bajos salarios que exigen los inmigrantes.

Las personas llegadas desde Venezuela en su mayoría son contratadas por sueldos desde 300.000 hasta 500.000 pesos sin ningún tipo de contrato legal ni seguridad social.

«Esto se ve en todas partes. En el restaurante al lado del trabajo los meseros ahora son solo venezolanos. Pero también en construcción, en donde sé que a algunos les pagan solo 15.000 pesos el día», dijo Consuelo, una persona que trabaja en una pequeña fábrica de jeans.

Esos sueldos son suficientes para ellos si se tiene en cuenta que el salario mínimo venezolano, aún con el nuevo incremento de hace dos semanas, apenas llega a los 35.000 pesos colombianos.

“Viven a las afueras de la ciudad en habitaciones de 150.000 pesos mensuales, gastan otros 150.000 en comida y el resto, unos 100.000 pesos, los mandan para Venezuela, que equivalen a más de tres salarios mínimos”, dijo Juan, dueño de un puesto de comidas rápidas en un barrio popular de la ciudad.

Juan contó que dejó de contratar colombianos por venezolanos por el costo. Aseguró que a los colombianos les pagaba 45.000 pesos por día, mientras que a los venezolanos les da 25.000 pesos “y todos contentos”, porque “es la única forma de sobrevivir en la crisis en que se encuentra la ciudad, en la que las ventas han bajado hasta 50% en los últimos seis meses. La situación lo obliga uno a eso”.

Con información de Portafolio.


Lea también:

Santos a Trump: América Latina no apoyaría intervención en Venezuela

Trump a mandatarios latinoamericanos: “Urge restaurar la democracia en Venezuela”

 

¡Deja tu comentario!

avatar
  Suscribete  
Notificar a