EEUU declara que la solución para la crisis de Venezuela es restituir la democracia