Golpearon a un sexagenario con la tapa de una olla de presión y luego lo degollaron dentro de una residencia en Montalbán