Beber sangre de pollo y comer pescado vivo: Así castiga un jefe a sus empleados en China (+Video)

Imagen referencial

Un jefe castigó el pasado domingo a más de 20 empleados haciéndoles beber sangre de pollo e ingerir pescado vivo en un centro comercial de Guizhou (China), debido al supuesto bajo rendimiento de la plantilla, tal y como se aprecia en un video publicado este martes en YouTube, reseña RT.

En la grabación se observa cómo un hombre con un cubo amarillo reparte pescado vivo a cada uno de los trabajadores, que permanecen en fila y con las manos abiertas, mientras les grita que “los muerdan hasta que se rompan”. Los empleados hacen un gran esfuerzo e ingieren el pescado. Las imágenes también recogen el momento en que los empleados beben un vaso de lo que parece ser sangre de pollo, lo que hace que algunos tengan arcadas.

Según medios locales, el dueño de la tienda confirmó lo ocurrido y justificó el castigo porque el bajo rendimiento de los trabajadores en sus respectivos puestos de trabajo. Por su parte, un representante del centro aseguró que los empleados participaron de manera voluntaria en lo que catalogó de actividad motivacional.

Lea también: Universal cancela la controvertida ‘Hunt’ a raíz de tiroteos masivos

El video ha causado polémica en la Red, donde muchos internautas criticaron la medida punitiva. “Este ‘castigo’ es común entre las compañías que venden materiales de construcción […] ‘¿Voluntariamente?’ Más bien temen perder su trabajo”, dice un internauta, que tilda a los jefes de “malvados” y “pervertidos”. Otro usuario comenta que esos trabajadores han perdido su dignidad.

Las autoridades han abierto una investigación relacionada con el caso porque, de acuerdo con la legislación vigente en China, está prohibido que los empleadores humillen o apliquen castigos físicos a sus trabajadores. Pese a ello, este tipo de castigos, que a veces consisten en beber agua del retrete, comer cucarachas o recibir azotes, son bastante frecuentes en el país asiático.

Con información de Maduradas