China aumenta su presión sobre Taiwán con maniobras de fuego real en el estrecho

china

China ha llevado a cabo este miércoles sus primeras maniobras militares con fuego real en tres años en el estrecho de Taiwán el cual tenía como objetivo principal el alarde de sus armas y advertir hacia Taipeí y cualquier tentación de acercarse más hacia Estados Unidos.

Las maniobras, a 125 millas náuticas de la costa de Taiwán, comenzaron a las 8 de la mañana y tenían previsto continuar hasta la medianoche. Llegan apenas días después de que la Armada china ejecutara los mayores ejercicios militares de su historia, en aguas cercanas y con la presencia del propio presidente chino, Xi Jinping.

Aunque este tipo de maniobras se planean con meses de antelación, coinciden con un aumento gradual de la presión psicológica de China hacia la isla autogobernada en forma de república y que considera parte inalienable de su territorio.

El director de la Oficina de Asuntos de Taiwán en Pekín, Liu Jieyi,aseguraba el lunes que tenían como objetivo “salvaguardar la soberanía y la integridad territorial de la madre patria”.

Las relaciones entre ambos lados del estrecho se han ido deteriorando desde la llegada al poder, en 2016, de la progresista Tsai Ing-wen, de la que pese a sus negativas, Pekín sospecha que quiera declarar en algún momento la independencia formal.