Gobierno niega expropiación de General Motors

General Motors Venezuela

General Motors Venezuela | Foto: Archivo

El ministro para el Trabajo, Francisco Torrealba, negó este lunes la expropiación de General Motors por orden del gobierno nacional y aseguró que el Ejecutivo no tiene la intención de expropiar, confiscar u ocupar las instalaciones de la empresa.

“Hay que decir con claridad, el Estado venezolano no ha expropiado ni tiene en sus planes expropiar a la planta de General Motors, mucho menos confiscar. El gobierno está apoyando y desea la reactivación a su máximo nivel de la producción de General Motors en manos de sus legítimos dueños, y esto se lo hemos transmitido de forma directa al actual presidente de la empresa en Venezuela, le hemos dicho con claridad venga aquí, dé la cara y comparta con nosotros las opciones que existen para restablecer a la normalidad el funcionamiento de la empresa”, detalló el ministro en entrevista concedida a VTV.

Torrealba explicó que el juicio contra GM se debe a que unos concesionarios en Maracaibo pagaron unos vehículos que no recibieron después.

“Unos concesionarios de Maracaibo al parecer le pagaron a la ensambladora General Motors de Venezuela unos vehículos que nunca recibieron. Esos concesionarios privados entablaron un juicio contra la empresa y en el marco de ese juicio hubo una sentencia, ese problema entre particulares ha intentado venderse ante el mundo que el gobierno está expropiando o confiscando la empresa, lo que es absolutamente falso”, detalló.

Señaló, además, que el presidente de la empresa ha dicho que quiere retomar su planta. “Nosotros le hemos dicho perfecto nos parece muy bien vengan a retomar su planta. El presidente actual de General Motors no está en el país, debe hacerse presente en el país para que normalice las operaciones. En los problemas legales en los que se haya metido la planta con sus concesionarios el estado venezolano no tiene nada que ver, ni se mete para bien o para mal”.

Reiteró que el estado venezolano “no tiene interés en expropiar ni confiscar esa planta, tiene interés de proteger los puestos de trabajo y poner esa planta a producir, no solamente para cubrir las necesidades internas si no también para que los vehículos que ahí se ensamblen puedan ser exportados”.

El pasado jueves 20 de abril la empresa General Motors emitió un comunicado en el que denunció la toma de su planta ubicada en Valencia, Carabobo. De acuerdo con la empresa, la medida se tomó basándose en una demanda realizada hacía 17 años por un concesionario en el estado Zulia, y ocasionó un “daño irreparable” a los 2678 puestos de trabajo. Debido a eso, General Motors decidió todas sus operaciones en el país.


Lea también: