“Para que perdure el chavismo y no desaparezca como partido tiene que desligarse de la figura tóxica de Maduro”, asegura Torrealba

Jesús "Chúo" Torrealba, secretario ejecutivo de la MUD | Foto: Archivo

Jesús “Chúo” Torrealba, secretario ejecutivo de la MUD | Foto: Archivo

Este será el año en que Nicolás Maduro salga de la presidencia de Venezuela, con o sin referéndum revocatorio. A este convencimiento ha llegado Jesús «Chúo» Torrealba, secretario ejecutivo de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), quien durante una entrevista concedida a ABC afirma que el presidente de Venezuela se encuentra «en su fase terminal» y la oposición está dispuesta a tomar el relevo de forma «rápida y pacífica», pese al «escenario de hiperinflación y déficit de 20 puntos del PIB».

¿Cómo ve la salida de Nicolás Maduro del Palacio de Miraflores?

Veo la inmensa posibilidad de construir una solución pacífica, política y social que obligue a Maduro a aceptar su derrota y permitir que el país construya su futuro en paz este mismo año. Para que la salida sea pacífica tiene que ser rápida y ahora. Maduro está en su fase terminal.

¿Cómo actúan los distintos sectores chavistas?

Maduro está siendo presionado por sectores del chavismo. Mientras esté en la presidencia, ellos no tienen ninguna posibilidad de acceder al poder ni de tener alcaldías ni gobernaciones en unas elecciones. El presidente está negociando dentro del oficialismo y del chavismo los términos y condiciones de su salida del poder.

¿Cuál es la salida menos costosa?

Para Maduro es mucho más barato la renuncia a su cargo, el enjuiciamiento o tal vez una repentina enfermedad que lo saque del poder. Cualquiera de las salidas sería más económica que la derrota en un referéndum revocatorio. Para que perdure el chavismo y no desaparezca como partido tiene que desligarse de la figura tóxica de Maduro.

¿Y para la alianza opositora?

Para nosotros es un cambio político urgente, dada la gravedad de la crisis. Cada día que pasa es peor. El revocatorio es un instrumento muy importante porque es institucional. Nuestra herramienta política es este referéndum y la estamos utilizando y empujando con suficiente liderazgo.

Las recetas marxistas del asesor español Alfredo Serrano, próximo a Podemos, ¿están contribuyendo a hundir al presidente?

Hemos denunciado que hay actores de la política española como Podemos que han venido de manera militante y mercenaria a influir en el Gobierno; primero con Hugo Chávez y ahora con Nicolás Maduro. La destrucción de la economía tiene el sello de Pablo Iglesias, Juan Carlos Monedero y Alfredo Serrano. Han hecho de sus asesorías un gran negocio. Son dos castas corruptas, la chavista y la de Podemos. Maduro les ha pagado en euros y ha sido el dinero peor invertido porque han arruinado el país. El presidente ha sido estafado por la gente de Podemos, para tener un 80% de rechazo.

Lea también: Capriles: “El referéndum es barrer el sistema, no solo revocar a Maduro”

¿El presidente está acorralado?

Sí, por sectores medios y altos del oficialismo, y elementos de la estructura de poder. Al principio intentó adoptar alguna medida en materia económica, como eliminar el control cambiario. Pero al pisar ciertos callos tuvo que retractarse y se quedó varado en el medio. No ha tenido capacidad de maniobra. Eso terminó por afectar las importaciones y exportaciones, que sufren la peor situación de nuestra historia económica.

¿Y en materia militar?

Nicolás Maduro, respondiendo a las exigencias del alto mando militar, ha permitido el acceso del general Néstor Reverol al frente del Ministerio del Interior y Justicia, lo que le ha enfrentado al ministro de Defensa, Vladimir Padrino, porque fue él quien lo destituyó de la Comandancia de la Guardia Nacional. Pero veinte días después Maduro lo nombra nada menos que ministro del Interior y Justicia.

¿Qué significa ese nombramiento? ¿Lo hizo para complacer al exjefe de la Asamblea, Diosdado Cabello?

Diosdado está muy disminuido. Fue para complacer a Tareck El Aissami, gobernador de Aragua, que tiene mucho más poder dentro del chavismo.

¿Qué persigue Maduro al nombrar a Reverol, enfrentado a Padrino?

Busca quedar bien con los dos bloques enfrentados. Más que sectores son individualidades comprometidas con la corrupción y la violación de los derechos humanos. Para ellos el referéndum revocatorio es mortal. Sería una derrota política y su eliminación.

¿Existen otros sectores chavistas que ven de forma positiva el revocatorio y que votarían a su favor?

Sí, en efecto, lo ven como una formade proyectarse hacia el futuro. El referéndum revocatorio no se puede parar porque es un derecho constitucional. Maduro está secuestrado por mafias que se contradicen unas a otras.

¿Cuántas mafias hay en el Gobierno?

El chavismo-madurismo se parece mucho al Moscú postYeltsin. Cada uno de esos jefecitos políticos tiene bajo su mando a grupos de militares, de colectivos armados, de paramilitares, espías, fiscales y policías.

¿Están atomizados esos grupos?

Sí y compiten entre ellos para tomar la mayor tajada de la renta petrolera. Ninguno se dedica a gobernar, todos están dedicados a la rapiña, lo que nosotros llamamos «raspar la olla». Eso es lo que explica que un país con apenas 30 millones de habitantes y que ha recibido millones de millones de ingresos petroleros esté en la ruina, sin pan en las panaderías, ni medicinas en las farmacias y sin prácticamente fuerza pública que proporcione seguridad a los ciudadanos.

¿Por qué ocurre esto en uno de los países más ricos del planeta?

Porque tiene un modelo económico diseñado para generar pobreza y porque el Gobierno no es capaz de resolver la crisis. Unos se dedican a robar lo que queda de los fondos públicos y otros a ver cómo lavan su cara para el futuro. Ese es el drama.

¿Está fracturado el chavismo?

Sí, entre los que juegan a la radicalización y lo que logran es hacer el ridículo, y los que intentan lavarse la cara ante el país y el futuro.

¿Es posible el chavismo sin Chávez?

El chavismo sin Chávez es como una paella sin mariscos, ni pollo, ni arroz.

¿Cuál es  el reto de la oposición? 

Demostrar la unidad democrática, no sólo vencer electoralmente al Gobierno. Tenemos la capacidad de liderar una transición pacífica y de reconstrucción nacional, inclusiva y solidaria con una población que ha vivido 17 años de chavismo, de los cuales los 7 últimos han sido de un proceso de ajuste económico brutal. Va a ser difícil en un escenario de hiperinflación. Venezuela tiene un déficit de 20 puntos del PIB. Eso es lo que vamos a recibir.

Si el Consejo Nacional Electoral (CNE) adelanta la fecha de la segunda etapa del revocatorio ¿se desinfla la gran marcha del 1 de septiembre?

En absoluto. Está clara la estrategia del Gobierno de sembrar incertidumbre para desmovilizar y desmoralizar a los ciudadanos. Y nuestra responsabilidad es dar certeza y fortaleza.

¿Teme que los militares, con el Plan Ávila, puedan reprimir la protesta?

No, la avalancha humana pasará por encima de cualquier provocación de violencia. No creo que el Ejército salga a reprimir. Si el Gobierno bloquea los accesos con la fuerza militar, entonces mostrará su profundo miedo a la calle. Estamos preparados para afrontar el bloqueo de la marcha.

Después de la gran marcha del 1 de septiembre, ¿qué viene?

Viene una intensa movilización para que se produzca la recogida del 20% de las firmas del revocatorio. Intentaremos que sea antes de finalizar octubre. Tenemos que demostrar que el revocatorio será este mismo año.

¿Qué pasará si el 20% de las firmas supera los 7,5 millones de votos que obtuvo Maduro en 2013? ¿Sería un prerrevocatorio?

Sería un terremoto político. El revocatorio está en manos de la gente y no en las del CNE. Si superamos el 20% entonces habrá cambiado el mapa político. Ya el Gobierno no podrá afincarse en la representatividad y legitimidad que no tiene.

Padrino, ministro de Defensa y ahora de Abastecimiento y Producción, ¿es aliado o enemigo de la MUD?

Para nosotros tiene un importante liderazgo militar. La Fuerza Armada Nacional (FAN) está preocupada por su supervivencia como institución. No tememos que ningún ente militar pretenda romper el hilo constitucional. Queremos que se respete la Constitución, las FAN son apartidistas y no deben servir a ninguna facción partidista.

Por LUDMILA VINOGRADOFF/ Corresponsal en Caracas

Con información de ABC Internacional

¡Suscríbete a nuestro canal de Telegram! ¡CLICK AQUÍ!